QUERÉTARO (SUN).– Luis Alberto López López, chofer de Manuel Barreiro Castañeda, confesó que sí accedió a firmar ciertos documentos como un favor para su jefe; la PGR lo exoneró porque aportó datos a la investigación

En la imagen se ve al abogado Patricio Keguel Jacob (izquierda) y a Luis Alberto López López, chofer de Manuel Barreiro Castañeda (derecha). Foto: Cortesía

CDMX.- Luis Alberto López López declaró haber firmado los documentos –por orden directa de su empleador Manuel Barreiro- para constituir la empresa Manhattan Master Plan que compró la nave industrial al candidato presidencial Ricardo Anaya y que ya fue devuelta, como parte de un acuerdo preparatorio.

Tras la audiencia celebrada en Querétaro, el abogado Patricio Kegel Jacob señaló que su cliente declaró que sí accedió a firmar ciertos documentos, como un favor personal para su jefe (Manuel Barreiro), quien se lo instruyó.

“Le dijo: oye, necesito que me firmes unos documentos; él accedió a ser su prestanombres, mi cliente en ningún momento dado pagó o pudo haber adquirido la empresa Manhattan, que es la empresa por la cual se adquirió una bodega”, indicó.

La Procuraduría General de la República se desistió de la investigación contra Luis Alberto López López, chofer de Manuel Barreiro Castañeda, vinculado en el supuesto lavado de dinero cometido por el empresario queretano para beneficiar al aspirante presidencial, Ricardo Anaya Cortés.

Durante la audiencia de vinculación a proceso ante un juzgado federal en el estado de Querétaro, la PGR y López López llegaron a un acuerdo reparatorio para que la dependencia se desistiera de la acción penal contra el imputado.

De este modo, el chofer ofreció como reparación del daño a la Unidad de Inteligencia Financiera de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, la entrega de la nave industrial adquirida por Barreiro a la familia de Ricardo Anaya.

También se tomó en consideración que el chofer del empresario originario de Querétaro aportó datos a la investigación, misma que aún sigue abierta contra Barreiro y otros colaboradores.

En consecuencia, se determinó que el daño o la responsabilidad del delito que se le imputó, lavado de dinero, es mínima o inexistente porque prácticamente como un favor para Barreiro, su chofer accedió a firmar papeles como representante legal de Manhattan Master Plan Development, empresa “fachada” que compró la nave industrial por 54 millones de pesos, sin recibir una retribución por ello.

Los documentos firmados por Luis Alberto López López sirvieron para simular la constitución de Manhattan Master Plan pero con el acuerdo reparatorio que celebró con PGR es el primer colaborador de Barreiro que ha quedado exonerado del delito que se le imputó.

Comentarios

¡Hola, déjanos tus comentarios!

Loading Facebook Comments ...