Al concluir la veda del mero, que por segundo año se realizó por dos meses, el sector pesquero erogará más de 45 millones de pesos en el avituallamiento de la flota de mediana altura y embarcaciones de ribera.
Ana María Frías Salazar, presidenta del Consejo de la Federación Regional de Sociedades Cooperativas Pesqueras, Acuícolas Turísticas y Artesanales del Estado de Yucatán, dio a conocer ayer que de acuerdo a la ley, los despachos de pesca comenzarán a liberarse a partir de este domingo 1 de abril, pero los barcos comenzarán a zarpar a partir del lunes, debido a que los anticipos es lo último que se libera, aunque los patrones de costas se entienden con los empresarios y armadores, informa Por Esto.
La derrama económica para que salgan las 350 embarcaciones de mediana altura y embarcaciones de las llamadas de ida y vuelta, al igual que los ribereños, será de unos 45 millones de pesos en las costas yucatecas, siendo el puerto de Yucalpetén.
Aunque la veda del mero concluye en las 00:00 horas de este domingo, las embarcaciones se están preparando para zarpar a partir del lunes 2 de abril, para reiniciar la captura del mero. Las embarcaciones de la flota mayor y cientos de lanchas permanecen amarradas a los muelles desde el 1 de febrero, por la veda del mero.
Avituallar una embarcación de un pesquero depende del número de tripulantes que lleva en la jornada pesquera, pero se contempla una erogación de 125 mil pesos.
Entre los rubros se encuentra el consumo del combustibles (diésel y gasolina) por unos 54 mil pesos para la cobertura de 3 mil litros de diésel marino, tomando en cuenta que el litro de este combustible está a 18 pesos, tomando en cuenta que hasta hoy, el gobierno federal no ha liberado el subsidio para el diésel marino.
Las embarcaciones empleaban unos 3 mil litros por jornada laboral en altamar, que es de 15 a 20 días, que trabajan a unos 200 kilómetros de las costas yucatecas, para ir en busca de especies de buen tamaño, en el caso del negrillo y el mero rojo.
Los barcos se avituallan con 15 toneladas de hielo, la marqueta está a 120 pesos y cuando menos, cada barco emplea unas 100 piezas que se muelen para la conservación del pescado en sus neveras.
El hielo se ha estado comercializando desde esta semana que concluye y no se ha dado escasez del producto.
Tampoco se ha registrado escasez de carnada; los barcos emplean sardina y bonito, el cual se comercializa entre los 6 a 8 pesos kilo en el caso de la sardina y la otra especie a 25 pesos kilo, por lo cual, se requieren unos 20 mil pesos para la carnada.
La comida en los barcos es de acuerdo a sus tripulantes, que van entre los 12 a 18 mil pesos, entre la compra de carnes de cerdo, de res, pollo, verduras, huevos, tortilla, pan de harina, agua purificada, refrescos de cola y productos varios, al igual que el gas butano, para el cocimiento de los alimentos de los hombres de mar.
Como se mención al principio, los anticipos son los últimos en liberarse y se emplean unos 20 a 25 mil pesos, de acuerdo a los tripulantes que lleva la embarcación, debido a que la pesca se realiza en alijos y por sistema de cobra líneas y van de 4 a 5 mil pesos.
Desde luego la derrama económica activa la economía del puerto del mercado municipal de las tortillerías, panaderías y otros comercios del municipio.

Comentarios

¡Hola, déjanos tus comentarios!

Loading Facebook Comments ...