Conectate con nosotros
27 de Mayo de 2024

Opinión

Papá: dragón, oso o lobo

Papá es… el que con sus ideales los comparte con su familia y los hace suyos. Papá es el que con el rostro desencajado por el cansancio, despierto por la noche, está pendiente de alguna enfermedad que no deja dormir al hijo o a la hija.

Publicado

el

Papá es… el que con sus ideales los comparte con su familia y los hace suyos. Papá es el que con el rostro desencajado por el cansancio, despierto por la noche, está pendiente de alguna enfermedad que no deja dormir al hijo o a la hija.

Mirar en los ojos del pequeño los motivos propios de nuestros hijos, estando atentos a sus necesidades y a sus extraordinarios porqués que encuentran en lo que para nosotros parece insignificante. Galán mi hijo, preciosa mi princesa.

Alegre es el padre que comparte júbilos, vive, corre, juega y ríe. Pero que igual se compromete con la educación y el futuro de sus hijos. Se desvive por sus tareas, está pendiente de sus libros, colores, libretas y bultos. Reclama cuando hay que hacerlo, sugiere cuando le  compete, disculpa otro tanto y regaña cuando hay que amonestar.

Padre es el que entiende la dificultad de serlo, pero también que ama el maravilloso regocijo que significa ver a los hijos crecer ¿Cómo combinar la cualidad de educarlos sin que ellos pierdan su esencia natural? ¿Cómo lograr ese equilibrio exquisito de conducir sin que mis hijos pierdan su carácter y su particular manera de ser?

Decirles mil veces que los quieres, caminar erguido cuando en brazos se duermen y desplazarnos con esa punzada en la espalda, que la vida te recuerda que llevas en brazos a tu vida. Cuando conquistas sus manitas entre las tuyas y sopesas la ternura profunda que semejante acto sencillo de amor conlleva. Consolar como Dios nos consuela.

Cuando subes la voz para luego enternecerla, demostrándoles que puedes ser estructurado y directivo pero a la vez amoroso y tierno. Cuando de par en par te abren los brazos al verte después de la jornada, mientras que en otros días te rodean sin siquiera mirarte, pasando como flechas con su propio itinerario.

Cuando oyes en sus palabras una réplica de las tuyas y lo asombroso que es cuando por vez primera ellos realizan sus razonamientos. Indicándote por si fuera poco, que esas ideas provienen de su mente y no de la tuya ¡Que desfachatez ser auténtico en nuestros días! ¡Y a esa edad tan temprana! Interdependencia y conocimiento mutuo. Padre e hijo (a).

Echar para atrás una decisión. Recordándote que ser padre es ser flexible y tolerante. Para ellos eres la única persona capaz de poder reunir esos dos requisitos, la autoridad y el amor; sin dejar de ser su padre. Todo se recompensa cuando por las noches quieren, piden y ruegan dormir a tu lado. Papá es… bajo el brazo del dragón, por encima de la garra del oso o por entre los colmillos del lobo… pero que para ellos es un colibrí, una lechuza o una simple hormiga. En los brazos de su padre.

Dejar que ellos corran. Corran por la vida que nació de ti, que tú sustentas, que tú alimentas, que tú cuidas, que tú proteges, que tú amas, pero que Dios bendice. Vida al fin que no es tuya. Vida que te ha prestado el que te creo para que continúes tu vida.

En ello, la VIDA, no se completa de ninguna otra forma hasta que tienes a tu primer hijo en brazos. Todo lo demás se supedita a la existencia pero sin vida. Vida es cuando llegaste y me miraste por vez primera. Vida es cuando te pienso en los momentos que enfermas. Vida es cuando en tu ausencia no dejas de estar un segundo en mi mente.

 En los brazos de tu padre, quien se afirma siendo dragón, oso o lobo; siendo humano, siendo aliado y siendo amigo. Todos los días desde que llegaste.

Dedicado a mis hijos: Pedrito y Elenita.

Publicidad
¡Déjanos tus comentarios!

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!


Publicidad

Suscríbete a nuestro boletín

Suscríbete a nuestro boletín de noticias y recibe notificaciones cuando publiquemos nuevos artículos de forma gratuita.

Gracias por suscribirse.

Algo salió mal.

Publicidad

Facebook

#LOMASLEIDO