Conectate con nosotros
13 de Abril de 2024

Generales

La Profepa denuncia a empresario pesquero de Progreso por daños causados por el “Empacador VI”

La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) informó que el barco “Empacador VI” devastó colonias coralinas en el Parque Nacional Marino Arrecife Alacranes.

Publicado

el

CIUDAD DE MÉXICO.– La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) informó que el barco "Empacador VI" devastó colonias coralinas en el Parque Nacional Marino Arrecife Alacranes.
La embarcación, que encalló el pasado 5 de enero, a 117 kilómetros al Norte de Yucatán, es propiedad del empresario pesquero José Isabel Cortez Góngora, quien aspira a la alcaldía de Progreso.
En enero pasado, tras el encallamiento, el empresario intentó minimizar el caso e incluso declaró que la embarcación no causó afectaciones a los arrecifes de coral, lo que ahora se sabe, fue mentira, pues la Profepa confirmó lo contrario.
La embarcación pesquera, de 17 metros de largo y 6 de ancho, causó un daño de 520 metros cuadrados a formaciones rocosas y pasto marino y 75 metros cuadrados directos de colonias coralinas y arrecifes, afirmó José Lafontaine Hamui, delegado de la Profepa en Yucatán.
De acuerdo con estudios, los daños son irreversibles para estas colonias de coral  protegidas por las leyes federales y su regeneración tardaría años.
"La regeneración de este tipo de ecosistemas es dos centímetros por año, si nosotros analizamos 75 metros cuadrados directos, en una operación aritmética sencilla, es mucho tiempo el que nos va  a llevar lo que tardaría en regenerarse", añadió el delegado de la Profepa en Yucatán.
La Profepa interpuso la denuncia penal ante la Procuraduría General de la República, en contra de la Cooperativa "Pescadores de Yucalpetén" y José Cortes, propietarios del "Empacador VI", quienes no cumplieron adecuadamente con el plan de salvataje del barco, según cita Noticieros Televisa.
"No fueron cumplidos en tiempo y forma por parte de los responsables. Es un delito también el incumplir con una medida dictada por Profepa", explicó José Lafontaine.
Los responsables del daño ecológico podrían pagar una multa de 3 millones y medio de pesos, equivalente a 50 mil veces el salario mínimo según la Ley General de Vida Silvestre, además de privación de la libertad.
"La sanción privativa de libertad oscila entre los 2 a los 10 años de prisión por tratarse de un área natural protegida, es un delito grave", dijo el delegado de Profepa en Yucatán.
Arrecife Alacranes es un área natural protegida conformada por 5 islas, es un área de preservación de germoplasma de especies en peligro de extinción, endémicas de flora y fauna y otras útiles para el hombre.

Publicidad
¡Déjanos tus comentarios!

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!


Publicidad

Suscríbete a nuestro boletín

Suscríbete a nuestro boletín de noticias y recibe notificaciones cuando publiquemos nuevos artículos de forma gratuita.

Gracias por suscribirse.

Algo salió mal.

Publicidad

Facebook

#LOMASLEIDO