Conectate con nosotros
22 de Julio de 2024

Noticias

¿Quién manda en la Policía de Progreso?

Publicado

el

PROGRESO.– Aunque el alcalde José Cortés Góngora siempre ha señalado que la Policía Municipal no depende del Ayuntamiento, en esta ocasión al parecer se olvidó de sus dichos y despidió a cuatro agentes municipales por presuntamente excederse en el ejercicio de sus funciones.
No se cuestiona el despido, si hicieron mal, urge que se les castigue y finquen responsabilidades, pero hacerlo de la forma inapropiada podría acarrear problemas poara la Comuna.
Desde el inicio de su administración, el edil ha señalado una y otra vez que la Policía local no depende de él, sino de la SSP y casi siempre ha atribuido todo lo que aquí ocurre a la corporación estatal.
Desde que estuvo en campaña, el propio alcalde prometió a los progreseños “limpiar la corporación” y contar con un jefe de policía que sea de Progreso, algo imposible de cumplir, pues la Ley establece que la designación se debe realizar de forma coordinada entre el estado y el municipio. Como informamos, los agentes despedidos son el 1er Oficial Manuel Jesús Pech Chacón, de 29 años, con 10 años de carrera; el policía tercero Jorge Martínez Brito, de 34, con una década al servicio; el Primer oficial Jesús Miguel Gómez Aké, de 35, con 10 años en el cargo y el Sargento Eduardo González Osorno, de 34, pero con solamente 4 años en la Policía Municipal.

EL PRIMER JEFE POLICIACO…
A pesar de eso, Cortés se pasó las leyes por “el arco del triunfo” y designó a su primer jefe de la policía el 1 de septiembre de 2015, en su primer día de actividades como alcalde de Progreso.
En ese entonces nombró al ex federal Juan Carlos Morales Silva, por recomendación de la diputada local María Ester Alonzo Morales, quien según las denuncias priistas fue también quien apoyó a Cortés para llegar a la alcaldía en la llamada traición.
Oficialmente Morales Silva fue designado como subdirector, aunque en la realidad desempeñó cargo de director.
Sin embargo el recomendado duró poco, pues apenas duró unas semanas al frente de la corporación.
En ese breve tiempo, el llamado “Comandante Roble” (Morales) contrató de nuevo a varios agentes que habían sido despedidos de la corporación por diversos motivos y corruptelas desde la administración anterior.
Poco después, en cumplimiento de la Ley, el alcalde designó el 21 de septiembre al comandante de la SSP, Mario Caamal Salas como Director de la Policía Municipal, quien continúa hasta la fecha al frente de la corporación.

CRÍTICAS CONSTANTES…
Incluso funcionarios y otros beneficiados de la actual administración, así como sus medios afines y fieles seguidores “pri-turquesas”, siempre han lanzado críticas contra el Estado y la SSP señalando que el Ayuntamiento no tiene injerencia en la Policía Municipal, lo cual, es totalmente falso, pues todas las acciones son coordinadas, al menos así lo marca la Ley.
En este caso, con el despido de los cuatro agentes, el Ayuntamiento se olvidó del trabajo coordinado y de forma unilateral tomó las riendas del caso y el propio alcalde confirmó anoche, en un comunicado, haber despedido a los oficiales por “haber incurrido en supuestas actividades que contravienen a sus obligaciones”. Pero la ciudadanía se pregunta… ¿bajo qué argumentos? ¿pruebas? o solo basados en testimonios y acusaciones.


¿SIN CONSEJO DE HONOR Y JUSTICIA?…
Aunque el propio Ayuntamiento se dice respetuoso de la Ley, la Comuna no habría procedido como es debido, pues los agentes fueron sancionados por medio de una investigación externa a la policía y sin presentar a los agentes ante el Consejo de Honor y Justicia de la Corporación, como marca el protocolo.
No hay que olvidar que la Policía está sujeta a un mando y desde hace tres años se instituyeron normas y protocolos que son necesarios realizar en caso de dar de baja a los agentes.
La investigación contra los policías surgió luego de una serie de quejas ciudadanas de una familia que acusó a los uniformados de presuntos abusos y de “sembrar” droga para inculpar a personas.
Los resultados concretos de la investigación se desconocen, aunque solo bastó una semana para dar a los agentes como presuntos culpables.
El edil informa en su escrito que el jurídico municipal, Licenciado Jesús Alfonso Salas Villanueva, “ha interpuesto una denuncia ante la Procuraduría General de la República, Delegación de Yucatán, el pasado 3 de agosto a las 5:44 p.m. del año en curso, para que inicie una investigación sobre los hechos posiblemente delictuosos en donde se encuentran involucrados elementos de la Policía Municipal”. No se informa del número de denuncia ni tampoco los motivos de la misma. Habrá que esperar en qué deriva el caso. Los agentes señalan que su despido fue en claro desacuerdo del jefe policiaco, entonces ¿quién manda en la Policía de Progreso? (ProgresoHoy.com)

Este texto fue editado por el equipo de redacción de ProgresoHoy.com. Colabora con nosotros enviando reportes, quejas ciudadanas, o noticias a nuestras redes sociales, escribe a nuestro correo [email protected], o envía mensaje, fotos o vídeos a nuestro WhatsApp al número 9991-501547.

Publicidad
¡Déjanos tus comentarios!

¡DÉJANOS TUS COMENTARIOS!


Publicidad

Suscríbete a nuestro boletín

Suscríbete a nuestro boletín de noticias y recibe notificaciones cuando publiquemos nuevos artículos de forma gratuita.

Gracias por suscribirse.

Algo salió mal.

Publicidad

Facebook

#LOMASLEIDO